Una efeméride. Una canción. Y la historia que las conecta. Cada día. Desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre.

THEY DANCE ALONE
Sting

Se publica el ‘Informe Rettig’ sobre violaciones de Derechos Humanos durante la Dictadura de Pinochet (1991)

Entre septiembre de 1973 y marzo de 1990 Chile vivió bajo el régimen de la dictadura militar impuesta por Augusto Pinochet tras perpetrar el golpe de estado con el que derribó Salvador Allende. Este es uno de los capítulos más oscuros de la historia del país, que sufrió durante casi dos décadas la amenaza constante de las violaciones de derechos humanos que se producían por parte del ejército. Estos abusos estaban además protegidos por una ley de amnistía que el mismo Pinochet aprobó al principio de su mandato, de modo que los militares actuaban impunemente a la hora de reprimir cualquier conducta contraria al régimen.

Cuando una vez terminada la dictadura, Patricio Aylwin se convirtió en el presidente electo encargado de liderar la transición chilena hacia el retorno a la democracia, una de las primeras medidas que adoptó fue la creación de la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación. Este organismo estaba presidido por el abogado Raúl Rettig y tenía como misión investigar todos los casos de violaciones de derechos humanos cometidos en los últimos años. La extensa documentación recopilada salió publicada el 8 de febrero de 1991 en lo que se conoce como el Informe Rettig, un documento gracias al cual se pudo condenar a algunos de los responsables de los crímenes cometidos bajo el mandato de Pinochet. Las cifras oficiales recogen que durante el periodo del Régimen Militar se superaron las 40.000 víctimas (incluidos más de 3.000 opositores al régimen asesinados) y un millar de personas desaparecidas.

El drama personal que se escondía detrás de cada una de las historias de estos damnificados  comenzó a visibilizarse en todo el mundo gracias en parte a ‘They Dance Alone’, la canción que Sting editó en 1987 dentro del disco Nothing Like the Sun. El músico había visitado el país en los últimos años de la dictadura y quedó impactado por una concentración de mujeres que bailaban la cueca sola (una variación solista de la danza nacional chilena) exhibiendo fotos de sus familiares desaparecidos. El músico concibió el tema como una metáfora referida al luto de este grupo de madres, esposas, hermanas e hijas que reclamaban saber qué había pasado con sus seres queridos y explicó que la pieza quería ser un gesto simbólico contra Pinochet.

Tanto en la versión original como en la que Sting hizo también en español, ‘They Dance Alone’ se convirtió en un icono de la denuncia de las violaciones de los derechos humanos perpetradas en diferentes países. Y con la inclusión del tema en sus conciertos, el músico británico se erigió en altavoz de este colectivo. Una de las interpretaciones más recordadas es la que hizo en octubre de 1990 en el marco del concierto organizado por Amnistía Internacional en Santiago de Chile. En aquella ocasión, Sting tocó la canción acompañado de una veintena de mujeres chilenas que subieron al escenario con los retratos de sus desaparecidos.

I DREAMED A DREAM Previous Post
DEAR PRUDENCE Next Post