Una efeméride. Una canción. Y la historia que las conecta. Cada día. Desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre.

WIND OF CHANGE
Scorpions

Winston Churchill utiliza el concepto 'telón de acero' por primera vez (1946)

El 5 de marzo de 1946 el primer ministro británico Winston Churchill pronunciaba uno de sus discursos más famosos. Lo hizo en el Westminster College de Fulton (Missouri) y en él introdujo el concepto ‘Telón de acero’, utilizando por primera vez la versión inglesa (Iron Curtain) de la expresión alemana Eiserner Vorhang. «Desde Stettin, en el Báltico, hasta Trieste, en el Adriático, ha caído sobre el continente un telón de acero» proclamaba Churchill. Y con estas palabras ilustraba la frontera imaginaria que después de la Segunda Guerra Mundial dividía Europa en dos bloques: la de los países occidentales, que seguían el sistema capitalista de Estados Unidos; y la de los socialistas, alineados bajo la influencia de la Unión Soviética. Quince años después de esta proclamación del político británico se levantaba el Muro de Berlín. Esta construcción de más de 120 kilómetros, separó la ciudad y, de hecho, las dos Alemanias, durante casi treinta años. Se materializaba así de forma física el concepto apuntado por Churchill.

Mientras la vida de los ciudadanos de este país dividido se adaptaba al nuevo escenario en cada uno de los dos lados de la frontera, en Hanover se formaba Scorpions, una banda de heavy que se convertiría en el grupo de rock más popular e internacional de la República Federal Alemana. Tras triunfar por todo el mundo con temas como Still Loving You o Rock You Like a Hurricane, en noviembre de 1990 la formación liderada por Klaus Meine lanzó la que se convirtió en su canción más exitosa: Wind of Change. La empezaron a concebir en agosto de 1989 en el marco de una actuación que hicieron en un festival de rock de Moscú, sin saber que ese viento de cambio que anunciaba el tema se convertiría en una premonición de lo que pasaría a las pocas semanas.

En aquel concierto en la capital de la URSS había soldados del Ejército Rojo situados de espaldas al escenario encargándose de la seguridad. Cuando los miembros de Scorpions salieron a tocar, los militares se volvieron para mirarlos y, uniéndose a la efusiva bienvenida del público, lanzaron sus gorras al aire a modo de un espontáneo saludo. Convencidos de que lo que acababan de presenciar era un signo inequívoco de que las cosas estaban cambiando, los músicos se inspiraron en esta imagen para escribir Wind of Change, un tema que hacía alusión a un mundo de paz que unía los pueblos, dejando atrás las divisiones y las tensiones de la Guerra Fría.

Lo que no podía imaginar la banda es que ese mismo mes de noviembre una revolución pacífica derrocaría de forma inesperada el Muro de Berlín. Y menos aún que su canción se convertiría en el tema que se asociaría a la caída de este símbolo del telón de acero. 

Cuando en 1999 se celebró el décimo aniversario de este hecho histórico con un concierto ante la Puerta de Brandemburgo, los miembros de Scorpions interpretaron una versión muy especial de Wind of Change acompañados por la Filarmonica de Berlín.

DEMONS Previous Post
COME WHAT MAY Next Post